Barra_Vida_Sana
 
 
line decor
    
line decor
 

Inicio / Salud y medicina / Automedicación  

Salud y medicina

Abuso de medicamentos y automedicación

La automedicación y el abuso de medicamentos (drogas legales) es la segunda causa de intoxicación después del alcohol. En la sociedad existe la idea de que para tal síntoma corresponde tal medicamento desconociendo la variedad de enfermedades que presentan síntomas similares, el efecto del exceso de consumo o consumo crónico de los mismos y el desconocimiento u omisión de los tiempos estipulados para cada tratamiento completo.

ABUSO DE ANALGÉSICOS  SIN RECETA

Son medicamentos contra el dolor, los más utilizados son los comprendidos en un grupo denominado AINES ( antiinflamatorios no esteroideos). Algunos son también antiinflamatorios y antipiréticos. Los analgésicos no narcóticos ( se dan sin receta ) como la acido acetil salicílico (Aspirina), paracetamol, ibuprofeno, diclofenac, naproxeno, metamizol pueden tener efectos secundarios debido al abuso. El acido acetil salicílico, el naproxeno, y el diclofenac pueden dar lugar a úlceras gástricas, por lo cual cuando se toma un tratamiento prolongado es necesario consultar con su médico para evitar estos efectos no deseados. En general, los fármacos contra el dolor se cuentan entre los más usados sin receta médica. Para no abusar de ellos en necesario que consulte con su médico o farmacéutico.

ABUSO DE ANSIOLÍTICOS O TRANQUILIZANTES

Son fármacos que reducen la sensación de ansiedad o angustia y que se usan a veces como relajantes o medicamentos contra el insomnio. Estos no deben tomarse si se debe conducir, ya que, al igual que los antihistamínicos, producen cierta somnolencia. Estos efectos pueden crear hábito, por lo que tampoco deben tomarse durante mucho tiempo y mucho menos sin que se los haya recetado un médico (solo mediante receta médica). El alcohol potencia su acción por lo que están contraindicadas las bebidas alcohólicas en quienes los toman.

ABUSO DE ANTIBIÓTICOS

Estos contienen sustancias capaces de eliminar las bacterias o impedir su proliferación en el organismo. El primer antibiótico fue la penicilina, y a partir de ella han surgido innumerables combinaciones y variaciones. Los efectos tóxicos de los antibióticos son importantes, entre ellos: diarreas, vómitos, reacciones alérgicas, etc. Hasta algunos pueden causar daños a nivel del riñón o hígado. No todas las personas que los toman tienen estas consecuencias, pero son bastante frecuentes.

El uso indebido de los antibióticos se da por no consultar al médico y actuar sobre un síntoma particular con un medicamento anteriormente recetado. Todo antibiótico debe de ser recetado por un médico y se debe cumplir el tratamiento completo (por más que hayan desaparecido los síntomas!!!), no debe cortarse el tratamiento ya que las bacterias más fuertes pueden permanecer y desarrollar resistencia a este antibiótico. Con esto será necesario utilizar otro antibiótico al cual no sean resistentes, lo que sin duda se debe evitar.

ABUSO DE ANTICATARRALES

Son medicamentos para los síntomas de resfríos y contemplan una gran variedad de drogas. En general se utilizan solo para disminuir o evitar los síntomas mientras la enfermedad realiza su ciclo. Cuando el resfrío se acompaña de fiebre está indicado la toma de antipiréticos. Es frecuente que los medicamentos llamados antihistamínicos o anticogestivos se incluyan en los preparados contra el resfrío, pero su eficacia solo se nota cuando se toman cantidades suficientemente grandes como para que se hagan sentir también sus efectos secundarios: mareos, torpeza mental, somnolencia etc. Muchos de los anticatarrales que se venden incluyen este tipo de sustancias por lo que no es aconsejable conducir ni manejar maquinaria mientras se toman.

ABUSO DE ANTIDIARREICOS

Existen dos tipos de medicamentos para las diarreas : los que absorben el agua del intestino ( caolín, pectina, bismuto, etc ) y los que reducen los movimientos del intestino (codeina y otros opiacios ). En ambos casos, el síntoma (la diarrea) puede mejorar, pero la enfermedad que causa la diarrea puede permanecer en el organismo. El mejor tratamiento para la diarrea suele ser la dieta, un régimen abundante de líquidos ( sin leche ) que favorezca el reposo del intestino. No es bueno administrar medicamentos que reducen la movilidad intestinal, porque no resuelven la enfermedad aunque cesen los síntomas.

En general la automedicación causa más problemas que beneficios. Conviene informarse de la correcta administración de cualquier medicamento con la ayuda del médico, enfermera/o ó farmacéutico.

 

El caracter de esta página es solo informativo. De ningún modo reemplaza la consulta al médico especialista.


 


Balanza IMC

 

 

 
 
   
nbsp;